Alegato a favor de la ciencia ficción (es muy educativa).

Estándar

Me he animado a profundizar en mi interés por la ciencia ficción.

Educativamente es interesante. por ejemplo un compañero de mi centro (para nada innovador) usa algún capítulo de “Cita con Rama” para explicar conceptos de física, gravedad, a los alumnos de 4º de ESO. Es alguien inteligente. Sua alumnos van a entrar en la ciencia por la vía de la diversión cosa altamente necesaria.

Voy a citar mi opinión sobre el género y voy a usar un extracto de una entrevista realizada al maestro del género, Orson Scott Card  (escribe mejor que yo).

Rafael Marín: Me gustaría empezar por la pregunta típica. ¿Por qué elegiste escribir ciencia-ficción?

Orson Scott Card: Tú, como escritor de ciencia-ficción, sabes que el público de la ciencia-ficción está preparado para escuchar ideas que nunca ha oído antes. El público “mainstream”, el público “literario”… finge que le interesa la ficción experimental, pero al menos en inglés los experimentos tienen que ser del mismo tipo que ha hecho gente como Virginia Woolf, Faulkner, James Joyce, Ernest Hemingway. Si el experimento parece distinto, si experimentas en un aspecto diferente de la ficción además del estilo, si experimentas con las historias que se cuentan y las ideas que se presentan, no tienen ni idea de lo que estás haciendo.

La ciencia-ficción es despreciada por la mayoría de los académicos porque no la entienden, no saben cómo leerla. Creo que fue Samuel R. Delany, pero puede que me equivoque, quien dio el ejemplo a un académico de una historia de ciencia-ficción que empezaba algo así como “Bob miró al cielo y vio que la segunda luna no había salido todavía”. Un lector de ciencia-ficción sabe inmediatamente que la acción no se desarrolla en la Tierra, o que de algún modo hay una nueva luna en el cielo, o que se trata de una aventura en el pasado cuando sí la había… El lector de ciencia-ficción pilla las ideas por anticipado, y espera más información, y tiene una actitud diferente hacia lo que lee. Sabes que el mundo va a desplegarse delante de ti, y esperas a conocer las reglas.

Un académico dice inmediatamente: “¿Qué quiere decir con dos lunas?” (risas) “¿Qué simboliza esto? ¿Está el personaje loco?”. Porque la realidad, para el académico, no se cuestiona. Busca la metáfora. Y trata de leer metafóricamente lo que en la ciencia-ficción se presenta literalmente. La cf sigue llena de metáforas, pero se presenta alegóricamente, con objetivos en la historia, no sólo en el estilo o la forma de escribir el autor. El académico no está intelectualmente preparado. Mientras que el lector de ciencia-ficción está preparado para leer tanto la ficción académica como la ciencia-ficción. Podemos alternar entre las dos fácilmente. Con diferencia, el lector de cf es más maduro. Pero trata de decírselo a un académico… (risas).

O sea que si leeis lo remarcado en negrita veréis que si conseguirmos formar en nuestros alumnos buenos lectores de ciencia ficción (cosa creo que no muy dificil por la variedad de escenarios y temas), no sólo conseguiremos personas que leen, sino que además serán inteligentes.

¡¡ Que pretencioso por mi parte !! Seguro que me disculpáis.

2 comentarios en “Alegato a favor de la ciencia ficción (es muy educativa).

  1. Si todo fuera tan fácil… Mi experiencia con la ciencia ficción y con la literatura fantástica en clase ha sido, casi siempre, bastante desalentadora. La ciencia ficción presenta problemas específicos para los alumnos: espacios y tiempos difíciles de imaginar, conceptos científicos que se resisten a su comprensión, argumentos muchas veces complejos.

    De todas formas, estoy muy de acuerdo contigo. Como herramienta didáctica en muchas áreas (de Ciencias y de Letras, sin distingos) tiene un potencial impresionante.

    Los docentes aficionados al género tendríamos que montar alguna iniciativa al respecto: un portal de experiencias didácticas en torno a la ciencia ficción, por ejemplo. Sería un proyecto maravilloso, pero a ver quién se mete con él.

  2. Ahora viene aquello de que me pongo a mirar al techo y a silbar distraídamente, como que esto no va conmigo…

    Es un proyecto interesante, pero muy ambicioso. A ver con más tiempo.

Deja un comentario